fbpx

¿Qué ver en Jaca?

Este otoño cálido que estamos teniendo es perfecto para visitar Jaca, capital de la Jacetania. Pero, ¿qué ver en Jaca?

La verdad es que Jaca ofrece muchos atractivos turísticos. Más allá de los deportes de invierno, hay varias visitas histórico – culturales que se pueden hacer.

La Ciudadela de Jaca

Datada de finales del Siglo XVI, es una fortificación defensiva de gran belleza y majestuosidad, también conocida como Castillo de San Pedro.

Se puede recorrer el perímetro, que se conserva en magnífico estado, y con las montañas de fondo dejan una estampa preciosa. El resto del recinto amurallado fue derribado a principios del siglo XX.

La ciudadela de Jaca también se puede visitar por dentro, pues se ofrecen visitas guiadas para disfrutar del conjunto arquitectónico. También se puede visitar el Museo de Miniaturas Militares.

Catedral de San Pedro de Jaca

En el casco viejo de Jaca, encajada entre callejas peatonales y edificios históricos, encontramos la catedral de San Pedro, una muestra exquisita de arte románico.

Ordenada construir por el rey Sancho Ramírez en el Siglo XI, en la que fuese la primera capital del reino de Aragón, está considerada la primera catedral románica de España.

Monumentos y callejeo por el centro histórico

Callejeando por el casco histórico de Jaca podemos encontrar diversos puntos de gran interés cómo la Torre del Reloj, el Convento de las Benedictinas o la Casa Consistorial.

También podemos encontrar una muestra de arquitectura modernista, básicamente localizada en la Avenida del Primer Viernes de Mayo y la Calle Mayor.

Puente de San Miguel

Una de las estampas más bonitas de Jaca es el puente medieval de San Miguel. Salvando el curso del río Aragón de una manera majestuosa, alcanza los 17 metros de altura en su arco central.

La fecha de su construcción se desconoce, pero probablemente fuese en el siglo XV.

Mirador del Fuerte de Rapitán

A 1.142 metros de altura, y junto a una construcción defensiva del siglo XIX, el Fuerte de Rapitán, se puede disfrutar de unas vistas y un paisaje maravilloso. 

Una excursión para disfrutar del entorno de la ciudad de Jaca.

También se pueden realizar diferentes rutas a pie, bicicleta o caballo ya que en esta zona abundan los senderos de todos los niveles, y varias son las empresas que ofrecen servicios y materiales para realizarlas.

La comarca de la Jacetania está llena de rincones preciosos que conocer, como por ejemplo Aísa, una de las joyas por descubrir del Pirineo Aragonés.

En Aísa, además de sus calles y casas, encontramos diversos atractivos que son de obligada visita: Iglesia de Nuestra Señora de la Asunción, Lavadero de Abajo, Molino Harinero, Ermita de San Esteban, El Dolmen del cubilar.

En Aísa y sus alrededores, no solo se pueden hacer visitas sino que también se pueden hacer diversas actividades, todas ellas relacionadas estrechamente con la naturaleza.

Rutas de senderismo, Rutas en BTT, Vuelo en parapente, Estación de esquí de Candanchú.

También se pueden ver: Aguas termales en el cañón del Añisclo, San Adrián de Sásabe, Borau.

Sin duda, uno de los atractivos de la Jacetania es su gastronomía. No tiene la fama de la de otras zonas de España, pero es sabrosa, variada y realizada con productos de calidad. 

Muchos son los productos autóctonos que protagonizan nuestros platos, que se pueden encontrar durante todo el año, aunque algunos son especialmente recomendados para disfrutarlos en la temporada del otoño e invierno.

Un  ejemplo de estos productos son los boliches, una legumbre redonda muy fácil de preparar.

Aunque si hay un producto que destaca por encima del resto es la carne, una de las que más calidad tiene de todo el país. Ejemplos de esta carne son: el Cordero de Aragón y el Ternasco de Aragón.

La caza también es un producto importante entre las carnes, y muchos son los platos que se preparan con ella. Por ejemplo, liebre, codorniz, perdiz o jabalí.

Algunos ejemplos de otros platos típicos son:

  • Ensalada Aragonesa
  • Judías blancas con huevo duro
  • Migas aragonesas o de pastor
  • Sopa de ajo aragonesa

En nuestra casa, además de alojarte, puedes disfrutar de platos de cocina típica y tradicional, como por ejemplo:

  • Ensalada de Perdiz escabechada.
  •  Raviolis de pasta fresca rellenos de Ternera de Aísa, crema de boletus y castañas.
  • Cardos al estilo tradicional aragonés. 
  • Falso milhojas de confit de pato o rabo de vaca a baja temperatura.

Contamos, además con un menú de temporada, con platos que se adecúan a la época del año.

¡Tan solo tienes que venir y disfrutarlo!

¡Comparte!

Facebook
Twitter
WhatsApp
Email