fbpx

Reserva tu estancia libre de CO2 y colabora con la reforestación de Nicaragua

En la provincia de Huesca, en medio del Parque Natural de los Valles Occidentales, se encuentra el único y primer alojamiento aragonés con Certificado CeroCO2 : Nuestro alojamiento rural Valle de Aísa. Un orgullo por el que llevamos trabajando más de 20 años. Queremos que nuestro alojamiento reduzca la huella de carbono en Aísa. Y queremos compartirlo con todos aquellos que vengan a visitarnos este verano. Por ello, hemos preparado una oferta especial que mantendremos hasta el 31 de agosto y de la que pueden participar todos aquellos que lo deseen.

Dos noches de alojamiento más desayuno más una cena en nuestro restaurante (adjuntamos menú) por 190€ o 270€. Una estancia en la que nuestros huéspedes ÚNICAMENTE estarán emitiendo 0,00314 t. de CO2.

El precio para dos personas es de 200€, y para dos adultos y dos niños, 285€. El dinero que falta, 25€, irá destinado al proyecto CommuniTree-Reforestación en Nicaragua, para paliar el posible daño realizado por ese porcentaje mínimo de emisiones de CO2 imposible de eliminar. 

¿Por qué este certificado?

Cuando en 1996 decidimos dejar la ciudad para ir a vivir a los Pirineos teníamos claro que no lo podíamos hacer de cualquier manera. Nuestro compromiso era firme con el medio ambiente y con la naturaleza que nos había dado esta segunda oportunidad. Por ello, desde el principio trabajamos para que nuestro alojamiento redujera progresivamente la huella de carbono en el bello Valle de Aísa.

Entre las medidas adoptadas están, entre otras, la instalación de caldera de peles como única fuente calórica o la contratación de la luz únicamente con empresas de energías renovables, entre otras.

Para conseguir este certificado, solicitamos una auditoría energética realizada por la Fundación Ecología y Desarrollo. El objetivo de CeroCOes el de reducir el impacto provocado en el clima como consecuencia del desarrollo de una actividad, un producto o un evento. Incluso el impacto que realizamos cada uno de nosotros de manera individual. Nosotros teníamos claro que lo queríamos conseguir: Queríamos que Aísa fuera sinónimo de turismo ecológico. Y así fue.

Una cantidad imposible de eliminar

Hoy en día es casi imposible reducir al 100×100 todas y cada una de las emisiones de CO2 que generamos a lo largo del día. Sin embargo, sí podemos “compensar” esas mínimas partículas emitidas con un proyecto de ayuda internacional al que realizar tus donativos. Nosotros elegimos éste: CommuniTree-Reforestación comunitaria en Nicaragua, una iniciativa comunitaria en Nicaragua que agrupa a pequeños agricultores con el fin de reforestar partes de sus tierras en desuso. El proyecto, impulsado por la ONG Taking Root, se desarrolla en una cuenca que alimenta directamente el Estuario Real, uno de los espacios de América Central más ricos en biodiversidad.

Desde nuestro humilde alojamiento rural, intentamos trabajar día a día en ayudar a mitigar y adaptarse al cambio climático que nos afecta a nivel global.

¡Comparte!

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on whatsapp
WhatsApp
Share on email
Email